Cargando ...
Lo sentimos. Ocurrió un error mientras se cargaba el contenido.

307El desliz de Freud

Expandir mensajes
  • Ricardo Chigne Campos
    20 ago 2007
      El desliz de Freud: Perdiendo valiosas oportunidades

      por Rusty Wright Imagínese qué hubiera ocurrido si en lugar de «cristianos» discriminadores y deshonestos, el joven Freud hubiera conocido a más creyentes inteligentes, honestos y compasivos que hubieran recibido y respetado sus raíces judías y le hubieran demostrado el amor de Dios. ¿Serían el psicoanálisis y la historia diferentes?...



      La discriminación

      En 1937 un médico judío tuvo que huir a Viena cuando los nazis empezaron a avanzar hacia su ciudad, sin embargo, en una declaración afirmó que los nazis no eran el «verdadero enemigo» sino la «religión», en otras palabras, la iglesia cristiana. ¿Qué pudo haber inspirado tanto odio hacia el cristianismo?

      Su padre, Jacob, le leía el Talmud y toda la familia celebraba las fiestas judías. Desde muy temprano, el joven desarrolló un gran aprecio por su maestro de Biblia hebrea y más tarde afirmaría que las historias bíblicas produjeron un «efecto duradero» en su vida.

      Además, su niñera, muy querida por él, lo llevaba a la iglesia, y de regreso en casa le contaba a sus padres lo que había aprendido sobre el Dios Todopoderoso. Sin embargo, con el tiempo la niñera fue acusada de robo y la despidieron. Más tarde el joven la culpó por sus problemas psicológicos y su práctica profesional la inició un domingo santo como «un acto de desafío».

      El antisemitismo también estaba presente en su escuela. A los doce años, se horrorizó al enterarse cómo su padre había sido objeto de discriminación desde muy joven a causa de su origen. «¡Judío, quítate de la acera!» —le gritó un «cristiano» a su padre Jacob después de arrebatarle el sombrero y lanzárselo al lodo. Y mayor fue el disgusto del hijo al saber que su padre no hizo nada ante semejante ataque.

      El dolor

      En la secundaria, abandonó el judaísmo por la ciencia secular, el humanismo y las ideas de Charles Darwin. En la Universidad de Viena se interesó por los estudios del filósofo ateo Ludwig Feuerbach, y sus ideas ateas pronto se vieron reflejadas en su profesión como psiquiatra al desconfiar de los documentos bíblicos. Para él, la religión era simplemente el «cumplimiento de un deseo», un cuento inventado por los humanos para satisfacer sus almas necesitadas y evitar así la responsabilidad de sus actos. Ese joven psiquiatra se llamaba Sigmund Freud.

      Freud se convirtió en el psiquiatra con mayor influencia de la historia al punto de afectar otras áreas como la medicina, la literatura, el idioma y la cultura. Una encuesta realizada recientemente por un grupo de periodistas e historiadores de Estados Unidos publicó los cien artículos periodísticos más importantes del siglo 20. La encuesta reveló que la publicación en 1900 del libro de Freud llamado La interpretación de los sueños obtuvo la posición 86, por encima de las noticias sobre el momento en que Estados Unidos se involucró en la Primera Guerra Mundial, sobre John Glenn quien fue el primer hombre en orbitar sobre la Tierra, el puente aéreo de Berlín, la fundación de Microsoft y el desastre nuclear de Chernóbil.

      Obsesionado con el «misterio doloroso de la muerte», Freud confesó que pensaba en ella todos los días. La muerte de su nieto favorito lo afligió al punto de decir: «Ya nada tiene significado para mí… ya no encuentro ningún placer en la vida.» En 1939 murió a causa de una sobredosis voluntaria de morfina que lo ayudaba a mitigar los dolores del cáncer.

      Un poco tarde

      Ya en sus años de adulto, Freud tuvo varios encuentros con unas cuantas personas cristianas creíbles y respetadas: un profesor, un pastor y un médico. Quizá para ese entonces ya no cedía ante nada que no estuviera relacionado con sus ideas. Imagínese qué hubiera ocurrido si en lugar de «cristianos» discriminadores y deshonestos, el joven Freud hubiera conocido a más creyentes inteligentes, honestos y compasivos que hubieran recibido y respetado sus raíces judías y le hubieran demostrado el amor de Dios. Gente verdaderamente cristiana que le hubiera explicado con tacto el lado racional de la fe y el mensaje del perdón. ¿Serían entonces el psicoanálisis y la historia diferentes?

      Hechos que predican

      Existen muchas razones del porqué la gente rechaza la fe, entre ellas las dudas intelectuales, la confusión emocional y la furia hacia ciertas situaciones. Los cristianos hipócritas y poco racionales pueden más bien empeorar la situación de una persona. Muchas personas se llaman cristianas pero no gozan de una relación genuina con Dios, así que recuerde que no todo lo que se realiza en el nombre del Señor representa a las personas que lo siguen.

      El racista o el antisemita odia a las personas que citan las Escrituras pero en sus hechos no son consistentes con ella, como el pastor infiel, el padre o esposo abusivo, el líder de la iglesia que mete su mano en el diezmo, todos pueden provocar desdén y escepticismo.

      A pesar de los hipócritas, hay muchos seguidores de Jesús que sí son fieles y alimentan al hambriento, visten al pobre, ayudan a las víctimas de desastres y socorren al herido a encontrar alivio y vida espiritual. «Los cristianos no son perfectos, solo perdonados» cita la frase de una popular calcomanía para autos.

      Estos seguidores fieles intentan repetir todo lo que su Líder hizo porque según la Biblia él «no cometió pecado ni engaño alguno se halló en su boca» (1 Pedro 2.22). Los seguidores hipócritas deberían empezar a seguir su ejemplo, buscar ayuda espiritual y limpiar sus pecados. Entonces quizá los futuros Sigmund Freud recibirán el mensaje de que sí es posible hallar fe y esperanza a pesar de las duras dificultades que trae la vida.

      Sobre el autor
      Rusty Wright, es un escritor y orador asociado a Probe Ministries (www.probe.org), es un conferencista internacional, galardonado autor, periodista y columnista especializado. Es licenciado en Psicología de Duke University y tiene una Maestría en Teología de Oxford University. Se lo puede contactar en RustyWright@....

      ©2002 Rusty Wright. Usado con permiso. Todos los derechos reservados. Traducido y adaptado por DesarrolloCristiano.com, todos los derechos reservados.